domingo, 9 de mayo de 2010

El petróleo y la Economía

INTRODUCCIÓN

    En la época contemporánea (entendiéndose ésta la que abarca desde el final de la Guerra Fría hasta la actualidad) la sociedad internacional ha experimentado una serie de procesos revolucionarios en el ámbito económico y político. Dichos procesos han generado que el orden mundial haya transitado de la bipolaridad EUA-URSS a la integración de bloques regionales, los cuales conforman una multiporalidad creándose de esta manera un nuevo orden económico internacional.

    El fin de la Guerra Fría provocó, en primera instancia, una pérdida de la confianza en los organismos internacionales que se formaron al término de la Segunda Guerra Mundial, ya que al desaparecer uno de los protagonistas de la historia económica mundial, como lo fue la URSS, el control hegemónico y unipolar quedó en manos de los Estados Unidos de América.

    De forma paralela se fueron dando en el orbe procesos de integración económica, constituyéndose, de esta manera, importantes bloques económicos regionales. Actualmente las tres principales regiones del mundo son:

  • NORTEAMÉRICA: Liderada por los Estados Unidos.
  • EUROPA: Liderada por Alemania.
  • ASIA-PACÍFICO: Liderada por Japón.

Entendemos por integración, desde el ángulo económico, un proceso que "a través de él, dos o más mercados nacionales previamente separados y de dimensiones unitarias estimadas poco adecuadas se unen para formar un solo mercado (mercado común) de una dimensión más idónea"

    Se define como un proceso ya que es necesario atravesar por una serie de etapas o grados de integración antes de lograr el objetivo final que es la integración total. Dichas etapas pueden variar dependiendo del enfoque del autor que se consulte, pero haciendo alusión a la mayoría de los teóricos consultados, éstas se suceden en el siguiente orden:

  • Preferencias Aduaneras
  • Zona de Libre Comercio
  • Unión Aduanera
  • Mercado Común
  • Unión Económica.

Bajo este tenor, cabría preguntarnos ¿por qué los países buscaron converger hacía bloques económicos integrados? La teoría de la integración ve en ésta las siguientes ventajas:

  • Economías de escala
  • Ampliación del mercado, lo que intensifica la competencia.
  • Generación de economías internas para surtir el mercado foráneo.
  • La formulación más coherente de la política económica nacional.
  • Aumento del poder de negociación frente a terceros países.
  • Principio de complementariedad, lo que le falta a un país lo obtendrá del otro y viceversa.

Así, los países lideres de los bloques económicos regionales, mencionados anteriormente, buscan aprovechar al máximo estas ventajas al situarse en una posición hegemónica en la economía mundial mediante el control de sus regiones y de los recursos de la misma.

Precisamente uno de los recursos naturales que más impacto ha causado en la historia económica mundial y ha sido presa codiciada por los países más poderoso es el petróleo.

"El petróleo es un recurso natural no renovable, su propiedad fundamental es su uso como generador de energía; desempeña un papel importante en la actividad económica, es un producto básico que se utiliza directa o indirectamente en la producción de una amplia gama de mercancías"

De esta manera, el petróleo ha sido objeto de constantes disputas en varios puntos del orbe. Para el que tiene su control representa una excelente posición estratégica dentro del orden económico mundial, ya que este recurso resulta casi indispensable para el funcionamiento de varias industrias importante de la economía.

En la actualidad los Estados Unidos de América tratan de imponer sus pretensiones hegemónicas sobre el control del petróleo y gas natural. Con su presente predominio en el ámbito político-militar, así como en el económico, Estados Unidos tiene una alta necesidad de estos recursos y es por ello que busca obtenerlos de forma abundante y barata.

Para esto, se requiere un escenario donde EUA tenga el control de los energéticos y, de esta manera, situarse en una posición estratégica en el orden petrolero mundial. Por esta razón a EUA le queda claro que debe contar en el corto plazo con una integración energética norteamericana, para después conformar un bloque regional en todo el continente.

Con este bloque norteamericano, EUA obtiene la ventaja de que "tanto Canadá como México lo podrán abastecer de los hidrocarburos que requiere para mantener su estructura industrial, su sistema de transportes, su sistema de calefacción y aire acondicionado, pero sobre todo su complejo industrial-militar."

Bajo este tenor, el objetivo de este trabajo es analizar el proceso de integración energética norteamericana, el cual responde a las necesidades de los Estados Unidos. De igual manera, se analizará el papel trascendental que juega México en este proceso de integración energética.

ANTECEDENTES

La búsqueda del control económico por parte de los estadounidenses utilizando como medio la integración no es novedosa. Solo es cuestión de recordar ciertos hechos del pasado para darnos cuenta que los EUA tiene antecedentes en cuanto al trazo de sus propios caminos para establecer bloques económicos regionales en el hemisferio occidental e inclusive en el mundo. Si hablamos en específico del control sobre el petróleo encontraremos antecedentes más puntuales. A continuación se analizarán brevemente algunos de los antecedentes que enmarcan un proceso poco ortodoxo (en cuanto a la teoría de la integración se refiere) que han llevado a los estadounidenses a buscar una integración energética.

La Doctrina Monroe: En 1823 James Monroe, entonces presidente de los EUA, realizó una declaración previendo la intentona de la "Santa Alianza" de restituir sus antiguas colonias a la corona española. Sin embargo, con el paso del tiempo esta declaración se transformo en lo que hoy conocemos como "Doctrina Monroe", la cual liga a los Estados Unidos con su política expansionista en este hemisferio, ya que aunque pareciese que con esta declaración buscaba proteger los demás países del continente, la realidad es que protegían sus propios intereses. Aquí comienza la doctrina expansionista de EUA.

El Cartel de las Siete Hermanas: Papel importante en el proceso de integración norteamericana han jugado las empresas transnacionales estadounidenses, y en este caso de las petroleras. De esta manera, el Cartel de las Siete Hermanas fue una de las más fuertes alianzas petroleras del siglo XX. Este cartel estaba integrado por siete empresas, Exxon, Texaco, British Petroleum, Mobil, Gulf, Royal Duch-Shell y Standard Oil de Calfornia, las cuales eran de nacionalidad inglesa, alemana, holandesa y por supuesto, estadounidense.

Así, el mundo se repartió de la siguiente manera:


 


 

Este antecedente es importante, ya que esto podría ser considerado como el preámbulo de la formación de bloques económicos regionales.

La OPEP y sus embargos petroleros: El control económico del petróleo durante los años 30´s y 40´s estaba esencialmente en manos de las empresas transnacionales, léase las Siete Hermanas, esto originaba que los precios del petróleo se encontraran sumamente bajos, lo cual perjudicaba a los países productores.

Ante esta situación, los países productores del Medio Oriente y Venezuela decidieron crear la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) en 1960

El objetivo de esta organización es: "regular el mercado petrolero mundial, de forma que sirva a los intereses de los productores y no de los países consumidores, así como el de obtener precios rentables para los productores, dado que para algunos esta era la única fuente de riqueza"

Así, la OPEP inició sus embargos petroleros contra los países consumidores para de esta manera presionar el precio hacía la alza, lo cual no gusto nada a los países consumidores, los cuales buscaron la manera de debilitar a la OPEP y encontrar nuevas regiones abastecedoras.

Nuevos Horizontes. México y Venezuela: Con motivo de los embargos petroleros impuestos por la OPEP y con el consecuente aumento en el precio del petróleo, los países consumidores y principalmente Estados Unidos buscaron nuevas regiones que los abasteciesen de los recursos energéticos que tanto necesitaban. Así, los EUA voltearon la vista hacía México y Venezuela como sus nuevos proveedores y decidieron enfocar sus inversiones hacía esos países.

EL TLCAN: El marco legal que quiere aprovechar EUA es el Tratado de Libre Comercio para América del Norte (TLCAN). Este tratado que entró en vigor el primero de enero de 1994, no contemplaba en un principio una integración de los energéticos, sin embargo con la llega al poder de George Bush hijo en Estados Unidos y de Vicente Fox en México, ha tomado fuerza este tema el cual busca concretarse en el marco del TLCAN.

George Bush y su política energética: Como se mencionó anteriormente, con George Bush como presidente de los Estados Unidos, la política energética se convirtió en un objetivo primordial para la administración Bush.

Esto tienen su lógica si evocamos la procedencia de George Bush, el cual es un petrolero texano y que además tiene ciertas responsabilidades con el grupo de petroleros de aquel estado, los cuales, le ayudaron fuertemente para su arribo a la silla presidencial estadounidense.

Tomando en cuenta estos antecedentes podemos afirmar que los Estados Unidos de América están dispuestos a lograr la integración energética, y que este proceso no es producto de una decisión repentina, sino que es un proceso en el cual han invertido mucho tiempo.

¿POR QUÉ UNA INTEGRACIÓN ENERGÉTICA EN NORTEAMÉRICA?

Dado los antecedentes anteriores nos queda claro que Estados Unidos está buscando una integración energética con Norteamérica, pero no se ha puntualizado el ¿por qué los EUA desean una alianza energética con México y Canadá de forma tan imperante?

Para contestar esta cuestión tenemos que remitirnos a los factores económicos y geográficos que han llevado a Estados Unidos ha buscar tan afanosamente dicha integración. En primera instancia, vale la pena aclarar que los estadounidenses no buscan esta integración solo por cuestiones políticas o por un simple capricho imperialista, sino porque tienen una necesidad real de ellos, y para ello se analizarán los siguientes factores:

El Consumo.-

El primer factor a considerar es el consumo. Los EUA son el país que más consume petróleo y gas natural en el mundo, lo que hace que cada vez demande más estos hidrocarburos y busque quien los pueda proveer de forma más barata. Veamos las siguientes tablas:

TABLA I

CONSUMO DE PETRÓLEO EN MILLONES DE TONELADAS


 


 

PAÍS 

AÑOS 


 

1990 


 

1991 


 

1992 


 

1993 


 

1994 


 

1995 


 

1996 


 

1997 


 

1998 


 

1999 


 

2000 

% MUNDIAL 

E.U.A 

781.8

765.6

782.2

789.3

809.8

807.7

836.5

848.0

863.8

888.9

897.4

25.6%

MEX 

77.7

74.8

74.9

77.0

78.7

76.3

78.6

82.1

83.5

82.9

82.9

2.4%

CAN 

67.7

70.4

71.2

71.0

77.8

71.4

73.8

77.3

81.2

80.8

84.3

2.4%

TOTAL 

927.2

910.8

928.3

937.3

966.3

955.4

988.9

1007.4

1028.5

1052.6

1064.6

30.4%

FUENTE: www.bp.com/worldenergy


 

TABLA II

CONSUMO DE GAS NATURAL EN MILLONES DE TONELADAS


 


 

PAÍS 

AÑOS 


 

1990 


 

1991 


 

1992 


 

1993 


 

1994 


 

1995 


 

1996 


 

1997 


 

1998 


 

1999 


 

2000 

% MUNDIAL 

E.U.A 

486.3 

494.1 

507.3 

524.9 

536.5 

558.5 

568.5 

567.8 

552.4 

561.7 

588.9 

27.2% 

MEX 

55.6 

56.7 

60.2 

61.6 

63.8 

63.8 

66.9 

67.3 

63.3 

65.4 

70.1 

3.2% 

CAN 

25.0 

24.9 

24.9 

25.4 

26.5 

26.7 

27.9 

28.5 

30.9

30.6 

32.0 

1.5% 

TOTAL 

566.9 

575.7 

592.4 

611.9 

626.8 

649.0 

663.3 

663.6 

646.6 

657.7 

691.0 

31.9% 

FUENTE: www.bp.com/worldenergy


 

Como podemos observar en las tablas anteriores, los EE.UU. consumen el 25.6% de la producción mundial de crudo, así como el 27.2% de la producción de gas natural, convirtiéndose de esta manera en el mayor consumidor del mundo, de ahí que necesite tanto los recursos de otras partes del planeta.

Decimos que Estados Unidos necesita los recursos de otros países porque lo que produce de estos energéticos, si bien es considerable, no le es suficiente para satisfacer su gran necesidad de estos recursos.

Dependencia de las importaciones.-

Los estadounidenses tienen una gran dependencia del exterior en cuanto a los energéticos que demanda, es por ello que necesita mantener el control de los hidrocarburos, primeramente de la región y finalmente del orbe, y que mejor para lograr este objetivo que una política integracionista, formando en primera instancia un poderoso bloque energético norteamericano. Veamos las siguientes tablas:

TABLA III

PRODUCCIÓN MUNDIAL DE PETRÓLEO EN MILL. DE TONELADAS


 


 

PAÍS 

AÑOS 


 

1990 


 

1991 


 

1992 


 

1993 


 

1994 


 

1995 


 

1996 


 

1997 


 

1998 


 

1999 


 

2000 

% MUNDIAL 

E.U.A 

417.1

423.4

413.5

397.5

388.0

384.0

382.5

380.4

368.6

353.0

353.5

9.8%

MEX 

92.3

92.7

96.6

101.7

106.1

111.5

115.1

120.3

124.7

120.6

126.3

3.5%

CAN 

147.1

154.5

154.5

154.6

155.2

151.3

163.4

170.6

174.4

166.1

172.1

4.8%

TOTAL 

656.5

670.6

664.7

653.8

649.2

646.9

661.0

671.3

667.7

639.7

651.9

18.1%

FUENTE: www.bp.com/worldenergy

TABLA IV

PRODUCCIÓN MUNDIAL DE GAS NATURAL EN MILL. DE TONELADAS


 


 

PAÍS 

AÑOS 


 

1990 


 

1991 


 

1992 


 

1993 


 

1994 


 

1995 


 

1996 


 

1997 


 

1998 


 

1999 


 

2000 

% MUNDIAL 

E.U.A 

462.8 

459.4 

463.1 

468.3 

487.6 

481.4 

488.0 

488.8 

486.1 

482.0 

500.0 

22.9% 

MEX 

89.4 

94.8 

104.5 

112.9 

122.3 

133.4 

138.2 

140.6 

144.5 

146.0 

151.0 

6.9% 

CAN 

24.1 

25.1 

25.0 

25.0 

25.8 

25.3 

28.1 

30.4 

32.9 

33.4 

32.3 

1.5% 

TOTAL 

576.3 

579.3 

592.6 

606.2 

635.7 

640.1 

654.3 

659.8 

663.5 

661.4 

683.3 

31.3% 

FUENTE: www.bp.com/worldenergy


 


 


 


 

Si comparamos estas dos últimas tablas de producción, con las primeras dos donde se manejan datos de consumo, para el caso de los EE.UU. encontramos los siguiente:

EE.UU. consume 897 millones de toneladas de petróleo para el año 2000, lo que son aproximadamente 19 millones de barriles diarios (según la misma fuente) y esto representa aproximadamente el 25% del consumo mundial. Ahora bien, solo produce 353 millones de toneladas que son aproximadamente 8 millones de barriles diarios. Por lo tanto se tiene un gran déficit entre lo que necesita y lo que produce por lo que el faltante lo tiene que importar. De ahí su dependencia del exterior.

En cuanto al gas natural pareciera que si bien no necesita importar para satisfacer su demanda, esto se debe a que produce 500 millones de toneladas de gas natural y necesita 589. Sin embargo el consumo de este energético viene aumentando, por lo tanto, que mejor que tener el control de la región en cuanto a gas natural se refiere.

Reservas Probadas de Petróleo y Gas Natural.-

Uno de los principales problemas de los Estados Unidos, es que sus reservas probadas de petróleo y gas natural se están agotando y es por ello que necesita hacerse de las de sus vecinos del norte.

TABLA V.

RESERVAS PROBADAS DE PETRÓLEO.

MILES DE MILLONES DE BARRILES

PAÍS 

1980 

1990 

1999 

2000 

E.U.A. 

36.5

33.8

28.9

29.7

CANADÁ 

7.7

8.1

6.6

6.4

MÉXICO 

44.0

52.0

28.4

28.3

TOTAL 

88.2

93.9

63.9

64.4

FUENTE: www.bp.com/worldenergy


 

TABLA VI.

RESERVAS PROBADAS GAS NATURAL.

TRILLONES DE METROS CÚBICOS

PAÍS 

1980 

1990 

1999 

2000 

E.U.A. 

5.41

4.71

4.65

4.74

CANADÁ 

2.47

2.76

1.81

1.73

MÉXICO 

1.83

2.06

0.85

0.86

TOTAL 

9.71

9.53

7.31

7.33

FUENTE: www.bp.com/worldenergy

Si bien, las reservas de EE.UU. no son pocas, estas solo le alcanzarían para ocho años de consumo, esto siempre y cuando no varíe su plataforma de producción y no aumenten sus requerimientos internos.

Así, el plan de Estados Unidos es integrar primero a la zona norteamericana del continente, para después pasar al resto de él, ya que en conjunto, América cuenta con 159.6 mil millones de barriles en reservas probadas de petróleo. Observemos:

MAPA II

RESERVAS PROBADAS DE PETRÓLEO EN EL MUNDO


 


 

Ahora, en cuanto al gas natural, este cada día obtiene una mayor importancia, ya que sé esta dando el fenómeno de sustituir al petróleo por gas natural, por lo que este energético también juega un rol importante dentro de los intereses integracionistas de Estados Unidos.

MAPA III

RESERVAS PROBADAS DE GAS NATURAL EN EL MUNDO


 


 

De esta manera, el gas se hace un recurso cada vez más necesario, y la mejor forma de obtenerlo es de sus vecinos, sobre todo Canadá, y posteriormente de todo el continente.


 


 


 

¿CÚAL ES EL PAPEL DE MÉXICO EN ESTA INTEGRACIÓN ENERGÉTICA?

Como hemos visto, ha quedado establecido que los Estados Unidos busca una integración energética porque requiere de ella y esto va más allá de una política expansionista, por lo que seguramente la obtendrán.

Siendo de esta manera se abre la interrogante de ¿cuál será el papel de nuestro país en esta integración energética?.

Para responder a esta cuestión hay que aclarar que no es casualidad que EUA este interesado en conformar esta alianza energética con México, ya que nuestro país juega un rol principal en los planes de los estadounidenses por las siguientes razones:

Proveedor: La situación geográfica de México le ha permitido tener una posición estratégica para la economía de EUA, ya que su cercanía y producción de energéticos han convertido a nuestro país en uno de los principales proveedores de estos recursos hacía este país. Observemos las siguientes tablas:


 

TABLA VII.

IMPORTACIONES DE PETRÓLEO DE E.U.A. POR PAÍS Y REGIÓN (2000)

PAÍS O

REGIÓN

MILLONES DE TONELADAS 

CANADÁ 

83.4 

MÉXICO 

67.8 

SUR Y CENTROAMÉRICA 

127.1 

EUROPA OCCIDENTAL 

43.7 

EX UNIÓN SOVIÉTICA 

3.2 

EUROPA CENTRAL 

– 

MEDIO ORIENTE 

124.5 

AFRICA DEL NORTE 

11.0 

AFRICA DEL OESTE 

69.7 

ESTE Y SUR DE AFRICA 

– 

AUSTRALASIA 

2.4

CHINA 

2.2 

JAPÓN 

0.6 

OTROS PAÍSES DE ASÍA PACÍFICO 

8.9 

OTROS 

5.1 

TOTAL DE IMPORTACIONES 

549.6 

FUENTE: www.bp.com/worldenergy


 

TABLA VIII.

IMPORTACIONES DE GAS NATURAL DE E.U.A. POR PAÍS Y REGIÓN (2000)

PAÍS O REGIÓN

 

MILLONES DE TONELADAS 

CANADÁ

 

101.66

MÉXICO 

0.17 

TOTAL DE IMPORTACIONES 

101.83 

FUENTE: www.bp.com/worldenergy

67.8 millones de toneladas de petróleo. Cabe hacer notar que compite con regiones, pero si juntamos las importaciones provenientes de nuestro país con las de Canadá, tenemos que la región norteamericana es la principal proveedora de los EUA con un total de 151.2 millones de toneladas.

Viéndolo del otro lado, el nuestro, esos 67.8 millones de toneladas que le exportamos a EUA convierten a ese país en el principal mercado para nuestras exportaciones petroleras, de allí su importancia.

En cuanto al gas natural, la situación es más crítica para los estadounidenses en el sentido de que solo importa de dos países, Canadá y México. Aunque Canadá nos supera ampliamente, por desgracia para ellos somos la única alternativa después de Canadá en su poca diversificada importación de este recurso.

La existencia de "Los Hoyos de Dona" en la parte norte del Golfo de México: Esta región descubierta a principio de los años 70´s, cuando los EUA comenzaron a buscar nuevos campos petroleros que en algún momento pudieran sustituir a los del Medio Oriente, constituyen una de las regiones de hidrocarburos más ricas en el mundo.

Algunos datos destacados de esta zona:

  • Se estima que tiene 22 mil millones de barriles de crudo
  • Puede ser la tercera zona con más petróleo en el mundo.
  • La parte correspondiente a México tendrá una superficie de 10,490 Km2, es decir, 62.8% del territorio.

MAPA VI. REGIÓN DEL GOLFO DE MÉXICO.


 

Ante tal riqueza, los estadounidenses ven crecer su interés por una integración, en general norteamericana y en lo particular con México, ante las posibilidades de controlar los recursos que se vislumbran en esta zona, ya que los Hoyos de Dona son parte de su estrategia para asegurar su abastecimiento energético en el corto y mediano plazo.

Así las cosas, los Estados Unidos, como primer paso, decidieron la firma del "Tratado de Límites Marítimos" en 1978, mediante el cual se establecían las fronteras marinas de ambas regiones.

    Este tratado se aprobó de inmediato en México, pero en EE.UU. se fue postergando su aprobación debido a que los intereses de este país., no se veían complacidos del todo.

    No fue hasta 1997 que en Washington se ratificó el Tratado Sobre Limites Marítimos de los Hoyos de Dona.

Sin embargo, nuestro país, al no contar ni con los recursos financieros ni tecnológicos para explotar esta zona, ha permitido que los estadounidenses se les adelantaran en los trabajos de perforación. Esto puede traer como consecuencia que migre petróleo de la zona mexicana hacia la zona de extracción.

Tratado de Libre Comercio para América del Norte (TLCAN): Nuevamente hacemos alusión a este tratado que entro en vigor el 1º de enero de 1994 del cual puede decirse que es la parte "formal" de la integración buscada por los EUA., ya que como se mencionó al principio de este trabajo, la zona de libre comercio si es parte de la teoría de la integración económica.

    Cabe mencionar que al principio de la firma del TLCAN no se le había dado tanta importancia al tema de los energéticos; de hecho es en la administración de Bush hijo por parte de EUA y de la de Fox por parte de México cuando se ha empezado a hablar abiertamente de este tema.

    En el marco del TLCAN, los gobiernos de los tres países han sostenido reuniones para darle "un enfoque norteamericano a los energéticos", como lo han mencionado los presidentes de los países socios.

De esta manera puede decirse que el gobierno mexicano esta jugando un papel de "cooperación" para facilitar esta integración energética.

Falta de Recursos Tecnológicos, Financieros y Humanos para desarrollar nuestra industria petrolera: Para nadie es un secreto que de los tres países que conformarían este bloque energético regional (Estados Unidos, Canadá y México), es precisamente nuestro país es el que menos desarrollo de su industria petrolera ha alcanzado.

Ésta asimetría se debe a las diferentes estructuras económicas y geográficas de los tres países (transporte, comunicación, terrenos, clima, etc.) las que han provocado que México se encuentre en desventaja con sus vecinos del norte.

De esta manera, Los Estados Unidos tienen capacidad para producir casi 11 millones de barriles diarios, contra 2 millones de Canadá y 3 millones de México.

Sin embargo, en el caso de México esta en condiciones de aumentar su plataforma de producción hasta los 6 millones de barriles de petróleo diarios, algo que muy pocos países lo pueden hacer.

Pero para ello es necesario realizar inversiones en tecnología, infraestructura, investigación, etc. Además de requerir de mano de obra especializada.

Desgraciadamente, nuestro país no cuenta con los recursos financieros, tecnológicos ni humanos para poder optimizar nuestra industria petrolera, por lo que tiene que obtener ventaja esta incipiente integración energética en el sentido del aprovechamiento de estos recursos que puedan ser proveídos por sus vecinos del norte.

CONCLUSIONES

El desarrollo del presente trabajo nos permite obtener varias conclusiones que vislumbran la realidad de esta integración energética norteamericana y el papel tan importante que juega México y el impacto que podría tener dicha integración en nuestro país:

  • Actualmente, el nuevo orden económico mundial esta convergiendo hacía la integración económica, formando poderosos bloques regionales donde destacan el Norteamericano, liderado por E.U.A.; el Europeo, liderado por Alemania y el de Asia Pacífico, liderado por Japón.
  • El petróleo, como recurso natural no renovable, y el gas natural como sustituto del petróleo y también gran generador de energía, han sido objeto de grandes disputas internacionales y representan una gran posición estratégica para el país que tenga su control.
  • Estados Unidos de América tiene un gran desarrollo científico-tecnológico, además de militar, lo que le ha permitido convertirse en uno de los lideres en este nuevo orden mundial.
  • A pesar de este gran desarrollo, Estados Unidos tiene un defecto, consume demasiado petróleo y gas natural y no los tiene en la medida que los necesita.
  • Para ello, ha iniciado una estrategia que tiene como objetivo, primero, una integración energética norteamericana, y después una integración con todo el continente que le permita tener el control de estos recursos. Esto no solo por una política expansionista, sino porque tiene una necesidad real de estos recursos.
  • Esta integración parece inevitable dada las condiciones en que se esta llevando a cabo, como es la llegada al poder de Bush y Fox, así como por los antecedentes que le preceden a esta integración, y que se desarrollaron a lo largo del trabajo.
  • Ante este escenario, México tiene una gran importancia dentro de la integración energética norteamericana, ya que es uno de los principales proveedores de Estados Unidos, cuenta con una región con un inmenso potencial energético, como son los "Hoyos de Dona", y esta integración se daría en el marco del Tratado de Libre Comercio para América del Norte.
  • La integración energética norteamericana, per se, no es mala, ya que nuestro país debe maximizar las ventajas de ésta y minimizar sus desventajas. Si bien, esta integración conlleva el riesgo de que nuestro país pierda soberanía en cuanto al control de los recursos energéticos, de desabastecernos para proveer a EUA y Canadá si no se optimizan estos, también es verdad que podemos aprovechar las ventajas del intercambio tecnológico, proveernos de recursos financieros y tener personal especializado para trabajar en nuestra industria petrolera.
  • Así las cosas, el papel de México en esta integración debe ser aprovechar sus ventajas comparativas como son sus recursos energéticos, su gente mayoritariamente joven que puede ser preparada para insertarse en la industria energética, la transferencia tecnológica y financiera que le permita modernizar esta industria que tanto lo necesita y de esta manera impactar en otros sectores claves de la economía de nuestro país.


 

L.E. Luis Enrique Cruz García